5 señales de que es obsesión lo que sientes por tu pareja y no amor

Aprende a identificar lo que sientes por esa persona y si es obsesión, es mejor terminar con esa relación.

Estar en una relación es respetarse mutuamente, comunicarse lo que le gusta y que no del otro. No seguir soportando cosas que no te hacen bien, porque de un momento a otro no podrás más y terminarás explotando contra él. Entonces, sentirás que por más daño que la relación te cause aún amas a esa persona, a pesar de su indiferencia. Pero te has preguntado, ¿es amor o estás obsesionada con él?

Por si no lo creías hay señales que te indican que lo que tienes con esa persona es una obsesión y no amor, lo que la convierte en una relación tóxica. Un amor bueno o relación amorosa, sana jamás te va a condicionar ni te hará sentir angustia en todo momento. Te dejamos las señales que indicaría que lo que vives es una obsesión y no amor, pero es mejor que acabes con ese romance porque terminará haciéndote daño.

Autoestima

Si una persona tiene baja autoestima lo que buscará en una relación es tratar de llenas sus vacíos emocionales con la pareja. Por lo tanto, se obsesionará. Cuando el amor es sano te ayuda a crecer y rellenar tus vacíos emocionales.

Es manipuladora

Empiezas a hacer cosas por tu pareja porque te sientes mal o sientes culpa es porque tu pareja te está manipulando. Debes reconocer que este comportamiento es producto de una relación tóxica.

Comunicación enfermiza

Las conversaciones que se vuelven en obsesiones o enfermizas por querer conocer o controlar a la otra persona. Saber que hizo y qué no, conocer dónde estuvo es porque sencillamente estás en una relación tóxica.

Mucho control

No es amor, es una relación obsesiva, pues, la pareja siempre está bajo control. No tiene libertad de salir con sus amigos, familiares, etc. En una relación sana cada persona es independiente.

No te dedicas tiempo

Día y noche vives pegada a él y sientes que no hay vida cuando te alejas de su lado. Ya no tienes tiempo para ti, no haces tus cosas, no sales con tus amigas, tampoco visitas a tu familia. Es decir, ya no te importan esas actividades que antes hacías. Si te está pasando esto es porque realmente estás obsesionada con tu pareja y no es amor lo que dices sentir.

Por: Daniela Odar

Compartir en Facebook
Compartir en Linkedin
Compartir en Twitter
Publicado: 27-11-2019

Comentarios: