Se mordió las uñas hasta desaparecerlas y tuvo trágico final

La joven ahora tendrá que someterse a varios chequeos durante los próximos cinco años

Se mordió las uñas hasta desaparecerlas y tuvo trágico final

Courtney Whithorn es una joven de 20 años, quien sufrió de bullying en su adolescencia, lo cual la llevó a diferentes ataques de nervios que le hicieron desarrollar el hábito de morderse las uñas. Nunca imaginó esto le causaría graves secuelas en su salud.

La manía de Whithorn llegó a tal punto en que su uña desapareció por completo. En cierto punto, su dedo no hacía otra cosa que sangrar y su piel tomó un preocupante color negro.

Las cosas empeoraron cuando la joven decidió esconder lo que le pasaba por vergüenza. Sus padres y amigos nunca tuvieron idea de lo que le estaba ocurriendo debido a que usaba uñas postizas o simplemente escondía su dedo entre sus manos.

Pasó un buen tiempo para que la muchacha se animara a contar por lo que pasaba y decidió acudir al médico, en donde le diagnosticaron un extraño tipo de cáncer conocido como melanoma subungueo lentiginoso acral.

Desde ese momento, la chica tomó un tratamiento en el que le hicieron cuatro cirugías para extirparle el cáncer. Finalmente, tuvieron que someterla a operación para que le quiten el dedo.

A pesar de que el doctor de Whithorn dijo que su cáncer se originó por el hábito de morderse las uñas, algunos especialistas expresaron su desacuerdo con el diagnóstico.

Se mordió las uñas hasta desaparecerlas y tuvo trágico final

Se mordió las uñas hasta desaparecerlas y tuvo trágico final

Por: Daniela Odar

Compartir en Facebook
Compartir en Linkedin
Compartir en Twitter
Publicado: 29-04-2019

Comentarios: