¿Quieres hacer un cambio en tu vida?

5 beneficios psicológicos de practicar ejercicio.

Tod@s tenemos distintas razones para querer hacer ejercicio y empezar una vida saludable. Algunos simplemente desean generar masa muscular, un cuerpo tonificado y listo para el verano. Pero lo que no todos saben es como el ejercicio también tiene sus beneficios psicológicos, ¡ideal para tu mente!

Durante las últimas décadas, los investigadores han ido descubriendo cómo practicar ejercicio puede mejorar nuestras funciones cognitivas y produce a la vez beneficios para nuestro bienestar mental.

Si acostumbras a practicar ejercicio o eres de los/las que te cuesta, espera a leer estos 5 beneficios psicológicos de practicarlo:


1. Reduce el estrés: Después de un día caótico, no hay nada mejor que desconectarse y darse un tiempo para hacer ejercicio, ya sea en casa, yendo al gimnasio o salir a correr. Además, el ejercicio también incrementa la producción de norepirefrina (noradrenalina), un químico que puede moderar la respuesta del cerebro al estrés.

2. Alivia la ansiedad: Los neurotransmisores liberados durante y después de practicar ejercicio pueden ayudar a la gente que sufre ansiedad. Recuerda que un paseo en bicicleta o algún ejercicio aeróbico de media o alta intensidad, puede reducir estos síntomas.

3. Previene el deterioro cognitivo: A medida que nos hacemos mayores, incrementa el riesgo de sufrir enfermedades degenerativas como el Alzheimer, especialmente a partir de los 45 años. En cambio, realizando actividad física especialmente entre los 25 y 45 años se consigue aumentar las sustancias químicas del cerebro que previenen la degeneración de las neuronas del hipocampo.

4. Te ayuda a ser más productiv@: Una investigación realizada en el 2011 por Schwarz y Hasson, concluyó que los trabajadores que practican ejercicio o deporte regularmente son más productivos y tienen más energía. Además, si acudimos a practicar deporte al mediodía o durante la pausa de la comida, antes de volver a trabajar, nos ayudará a mantenernos activos a lo largo de la jornada, evitando la falta de atención en tu trabajo.

5. Mejora tu autoestima y relaciones sociales: Verte mejor físicamente te hará sentir bien y hará que te valores más. Por otro lado, tus relaciones sociales puede mejorar. Debido a tu aumento de autoconfianza tendrás más posibilidades de llegar a los demás y conocer gente nueva.



Busca más motivos para empezar a practicar ejercicio en casa (si no tienes para costear un gym o si te da pereza hacer algo al aire libre...). Busca instancias, busca esta mejor calidad de vida ¡y no renuncies a estos beneficios nunca más!

Por: Nathalia Ortiz

Compartir en Facebook
Compartir en Linkedin
Compartir en Twitter
Publicado: 29-04-2019

Comentarios: