Todos cometemos 'Micro-Engaño' según estudios

Las personas infieles siempre buscan ingeniar nuevos planes para cometer sus fechorías

Según el psicólogo Martin Graff, hay un método llamado Micro-Cheating (Micro-Engaño), aunque en realidad la ha catalogado como una forma de permanecer en la fidelidad y la infidelidad, pero es algo de lo que hay que cuidarse, porque puede destruir completamente tu relación en un abrir y cerrar de ojos.

Aparentemente, el Micro-Cheating incluye cosas como guardar un contacto en el teléfono con un nombre falso, enviar mensajes de texto a personas prospecto, emojis coquetos como corazones, e incluso revisar regularmente el perfil de Facebook y de Instagram de un o una ex.

De hecho muchas personas no muestran a su pareja en las redes con la intención de que los demás perciban la soltería y así estar disponible para otras relaciones.

Esto tiene sentido, teniendo en cuenta cómo las redes sociales han hecho sea fácil el acceso de unos con los otros, así como el poder contactar a la ex sin que tu novia descubra algo, y no seas ingenuo, tu novia tiene las mismas posibilidades de hacerlo.

El psicólogo, Martin Graff, dice:

Puede ser algo tan simple como repetidamente ‘dar’ me gusta a las publicaciones de alguien en Instagram o en Facebook. Gran parte de las relaciones humanas se han movido a Internet. ¿Es infiel el envío de un corazón en un mensaje de Facebook ? ¿O es micro-cheating?

No creo que un simple emoji cuente como trampa. Pero si sigue un texto que dice algo así como “Te extraño y te gustaría estar aquí en este momento”, obviamente es un poco más venenoso.

Teniendo en cuenta el Micro-Cheating, podemos decir que las mujeres y hombres que se molestan con sus parejas por esconder el celular cuando están juntos, tienen una buena razón para dudar de ellos.

Es sabido que siempre hay una competencia biológica entre las mujeres y hombres, por lo que la protección o los celos de pareja es muy frecuente. Incluso si no existen malas intenciones, la relación puede verse afectada si la pareja siente que tiene que estar cuidando a su enamorado.

El psicólogo Graff afirma que:

Los secretos o las comunicaciones encubiertas son a menudo, pero no siempre, un signo de Micro-Cheating. En términos de la historia de la comunicación y las relaciones humanas, esto es completamente nuevo. Las interacciones en las redes sociales tienen una ambigüedad inherente. Los estudios muestran claramente que el aumento en el uso de las redes sociales se ha visto acompañado de un aumento en los argumentos de la vida real y consecuencias negativas para las parejas como resultado de las acciones en las redes sociales.

Sin embargo, por muy real que sea el micro-engaño, existe el buen argumento que indica que vigilar la actividad de las redes sociales de la pareja, o viceversa, es una invasión de la privacidad.

Decidir cuáles son los límites en una relación, si es correcto o no estar al pendiente de los perfiles de las redes sociales, depende totalmente de las personas involucradas, y nadie está obligado a permitir que la pareja revise el teléfono celular sin un previo consentimiento.

Por: Grecia Sotomayor Araujo

Compartir en Facebook
Compartir en Linkedin
Compartir en Twitter
Publicado: 29-04-2019

Comentarios: